lunes, 19 de mayo de 2014

Dormir puede envejecerte

Dicen que el sueño es reparador… pero si la postura que adoptás es incorrecta el dormir podría convertirse en un enemigo.Si sos de esas que abrazan la almohada fuerte contra la cara o tensionás el cuello por usar almohadas extras, abandoná esos hábitos de inmediato porque seguro estés adelantando la aparición de arrugas y marcas.Se las denomina marcas del dormir y, de ser habituales, pueden repercutir en la elasticidad de la piel. Recostate sobre la espalda con tu cuello ligeramente elevado sobre una almohada (esta técnica también combate los ojos hinchados matutinos).También podés usar una funda de satén para tu almohada. Esta tela sedosa permite deslizamientos suaves, por lo que tu piel estará menos expuesta a permanecer en una posición tanto tiempo como para marcarla o arrugarla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se aceptan todos los comentarios.. por favor sin spam ni insultos a la Administradora.. Cualquier comentario con spam sera eliminado.. Gracias